Curiosidades: La maestría de la cerámica de Fes

Capital de la artesanía, Fez se caracteriza por su maestría en el trabajo de la cerámica, la madera o el cuero. El famoso color azul cobalto es símbolo de la alfarería de esta Ciudad Imperial a la que, además, se le suelen aplicar adornos plata. Alguna de las más hermosas piezas de cerámica de Marruecos provienen de aquí.
Alfarería de Fes
Alfarería de Fes
Tras terminar nuestra visita pasada por agua a Sefrou, Bhalil e Ifrane, seguía lloviendo; así que decidimos ocupar la tarde a cubierto haciendo algunas compras. Pero el tiempo pasaba despacio y se nos ocurrió visitar las alfarerías de Fes para que Macarena viera el proceso de su producción.
Alfarería de Fes
Alfarería de Fes
Las alfarerías se encuentran a unos 3 kilómetros al este de Fes, en la carretera de Taza. Nosotros íbamos en coche, pero si se pretende hacer la visita en taxi, habrá que decirle al taxista que espere para llevarnos de vuelta, pues allí es difícil encontrar taxi. En el camino de entrada hay un cartel que indica “Poterie Fakhkhari”, aunque con las altas columnas de humo de los hornos para el cocido de la cerámica y la cantidad de piezas expuestas a las puertas de las tiendas, uno ya sabe que ha llegado.

Alfarería de FesAlfarería de Fes

 

Nada más bajar del coche, los saludos, el ofrecimiento de un té y la pregunta de si queríamos ver el proceso de producción; que, en realidad, era a lo que íbamos. Bajamos dos pisos y allí encontramos los talleres con artesanos dedicados cada uno a una parte del proceso de creación: el modelado, el cocido, la pintura, etc. Es hipnotizador ver a los artesanos, pintando, modelando, aplicando el estaño, aunque lo que a mí se me pasaba por la cabeza realmente era saber cuántas horas deben trabajar al día y cuánto cobrarán por ello.

Modelado de la arcilla - Cerámica de Fes
Modelado de la arcilla – Cerámica de Fes
Proceso de pintado - Cerámica de Fes
Proceso de pintado – Cerámica de Fes
Piezas de cerámica pintadas listas para volver a cocer
Piezas de cerámica pintadas listas para volver a cocer
Las piezas se modelan en un torno. Macarena se quedó embobada viendo a un artesano que modelaba perfectamente un tagine en el que encajaban perfectamente el plato con la tapa. Una vez cocidas durante bastante horas a muy altas temperaturas y lentamente enfriadas, se recubren con esmalte blanco “estannífero” –que tiene una composición extra de óxido de estaño para conseguir un acabado opaco, traslúcido y de tonos blanquecinos-. Sobre el esmalte, a pincel, el artesano dibuja los motivos florales o geométricos azules que, recién pintados, adoptan otro color. Finalmente, se vuelven a cocer las piezas para vitrificar el esmalte. En alguna de ellas, se aplican adornos en estaño, únicos y característicos de esta alfarería.

Proceso de aplicación del estaño a la cerámicaProceso de aplicación del estaño a la cerámica
Proceso de aplicación del estaño a la cerámica
Estaño sobre cerámica en Fes
Estaño sobre cerámica en Fes
Cuatro colores componen la paleta de colores de la cerámica marroquí: el azul, el verde, el amarillo y el marrón y cada color, o combinación de ellos, corresponde a una región del país. El azul cobalto es el típico de la cerámica de Fez y es bastante parecido al “azul Deft”, que es una alfarería elaborada en la ciudad de Deft, en los Países Bajos, que comenzó a desarrollarse por ceramistas neerlandeses, en el siglo XVI, para acercarse a la calidad y aspecto de la porcelana china.
Proceso de la talla de las piezas para mosaicos
Proceso de la talla de las piezas para mosaicos
Preparación para la unión de los mosaicos
Preparación para la unión de los mosaicos

Además, nos enseñaron el proceso de elaboración de mosaicos para hacer mesas, sillas, fuentes. Este es otro arte ya que, tras la preparación de las piezas cocidas y esmaltadas, hay una persona encargada de dar forma a cada una de las diminutas partes que componen el mosaico. Luego se monta la estructura del revés y se unen las piezas con una capa de una especie cemento que, al secar, conforma una bella pieza por su parte visible.

Alfarería de Fes
Alfarería de Fes
La verdad es que los dependientes, que trabajan a comisión, fueron muy amables incluso hasta que comenzó el pesado trámite del regateo. Al final compramos una pequeña fuente para nuestra terraza, en parte, como señal de agradecimiento al “tour” que nos habían ofrecido… y Macarena quedó encantada de haber podido observar el trabajo artesanal de la cerámica.
Alfarería de Fes
Alfarería de Fes
¿Y esta cerámica es cara o barata? Pues no sabría que contestar. Como en cualquier compra realizada en cualquier parte del país, el precio inicial es bastante superior al del coste real; pero viendo el trabajo de chinos que se realiza para la elaboración artesanal de cada una de las piezas, el trabajo de los artistas artesanos, la comisión al vendedor, y toda la parafernalia que rodea la creación de cada una de las obras… Que cada uno juzgue el precio y si está dispuesto a pagar lo que piden – rebaja incluida, por supuesto-.

18 Comentarios

El Mundo con Ella 8 Mayo, 2016

Hola Macarena.
Exquisita redacción y constructiva entrada, divulgando algo tan bonito y artesanal como es la alfarería.
Algunas piezas, sobre todo las de colores blanco y azul me han recordado a algunas de las piezas que siempre han adornado mi casa.
Estas provienen de la localidad de Talavera de la Reina y una vez más remarcan los lazos que nos unen a España y a Marruecos.
Gracias por lo ilustrativo de esta publicación y te mando un abrazo para ti y tu querida familia.

El Mundo con Ella 8 Mayo, 2016

Hola Miguel!
Gracias a ti que siempre completas mis informaciones. Hacemos un buen equipo.
Muchas gracias por el comentario y un gran abrazo.

El Mundo con Ella 8 Mayo, 2016

Maravillosas cerámicas y un buen trabajo lo de esos artesanos. Me encanta ese tipo de cerámicas. Es un arte que todavía no he tocado , me encantaría aprender. Un abrazo

El Mundo con Ella 9 Mayo, 2016

Hola, Macarena. Qué maravillas nos describes. Me encantan las fuentes que se ven en las fotografías, esa de color azul es una delicia. No se lo que costarán las piezas, pero llevan muchísimo trabajo y dedicación, supongo que eso también habrá que valorarlo, son únicas.
Un beso enorme

El Mundo con Ella 9 Mayo, 2016

Hola Mª Carmen!
Porque no te lo has propuesto; porque tú, que eres una artista, seguro que hasta los superas!
Un beso

El Mundo con Ella 9 Mayo, 2016

Hola Chari! ¡Qué alegría!
Lo cierto es que las piezas son únicas, de hecho están hechas a mano una a una. Y es lo que comentaba al final del post. Aunque no sean del todo baratas, siempre lo serán más que aquí, y viendo el trabajo que tienen, desde luego, hay que pagar lo que valen.
Un beso grande.

El Mundo con Ella 9 Mayo, 2016

Que cosas tan bonitas, es una ceramica preciosa, en las fotos se ven trabajos bellisimos. Un besito
El blog de Sunika

El Mundo con Ella 9 Mayo, 2016

Todo lo artesanal es una maravilla. Y estas piezaa de alfareria son geniales. El color azul es mi favorito. Las fotos estupendas.
Gracias por compartirlo y hacerme recordar mis viajes por Marruecos.
Saludos.

El Mundo con Ella 9 Mayo, 2016

Qué interesante esta entrada, Macarena, y qué bonito tuvo que ser poder verlo todo de primera mano. No tengo ni idea de lo que cuestan las piezas, pero con todo el trabajo que llevan no debieran ser baratas.

Yo he visitado algunas fábricas de soplado de cristal y de alfarería y, aunque no tendrán comparación en éstas, también me gustaron mucho. Yo, como Macarena chica, me quedo hipnotizada :))

¡Un beso!

El Mundo con Ella 9 Mayo, 2016

Muchas gracias Asunción. Lo cierto es que se trata de una cerámica única en el mundo.
Un beso

El Mundo con Ella 9 Mayo, 2016

¡Hola Ana!
Si te hemos podido hacer recordar algo bueno, nos damos por satisfechos.
Lo cierto es que Marruecos es único en creación y comercialización de productos artesanales.
Muchas gracias por el comentario.
Un beso

El Mundo con Ella 9 Mayo, 2016

Hola Julia!
Me alegro que te haya gustado la entrada. Las piezas ¡No te creas! No son caras, pero hay que contar que siempre te piden algo por encima de su precio para poder regatear por ellas; pero es que tienen tanto trabajo…
¡Yo también vi una vez una fábrica de soplado de vidrio en Francia! ¡Una pasada! Pero lo que da miedo de esta artesanía (y la del vidrio) son las altas temperaturas de los hornos. En fin, puede que cada oficio conlleve un riesgo.
Muchos besos, Julia.

El Mundo con Ella 10 Mayo, 2016

Bueno, lo has explicado de maravilla, todo el proceso de elaboración de estas fantásticas piezas al dedillo. Yo me compré un plato para la pared, grande, en blanco y azul, muy bonito y cuencos como souvenirs para regalar a los amigos, pero ya cuando nos íbamos vi un tagine hermosísimo, en azul cobalto liso, sin dibujos, pero realzado con una filigrana que yo creí de alpaca que es una belleza, aunque ahora que dices que es estaño, puede que lo sea. Pregunté el precio por preguntar, porque creí que sería carísimo, pero de los 50€ iniciales (lo digo al cambio) en menos de 5 minutos acabaron en 20 (se nota que tenían ganas de venderlo), así que me lo tuve que llevar, jeje y ahora lo tengo en la meseta del oficce de mi cocina, que es muy grande, como pieza de adorno principal y luce que ni te cuento. Parecidos, en el mismo estilo, que los tagines de tus fotos, de lo que llevan estaño, tengo un tibor que había comprado en Túnez, en Sidi Bou Said, pero me da que fue elaborado en Marruecos y no en Túnez, porque es del estilo típico de Fez, pero yo estuve en Túnez un año antes que en Marruecos, así que entonces no lo sabía. Es también muy bonito, pero ése ya me salió por más de 50€ y eso que no es muy grande. En Fez interesa comprar, porque no es caro y tienen maravillas, tus fotos bien que lo ilustran, querida Macarena.
Comparto de mil amores, mi niña, y te dejo a ti y a tu preciosa family muchos besos y abrazos y mis mejores deseos para lo que queda de semanita :-))

El Mundo con Ella 10 Mayo, 2016

Se me olvidó decirte, ahora que he leído tu respuesta al comentario de Julia, que yo también estuve en los hornos de la isla de Murano, donde se fabrica el preciado cristal veneciano, y sí que impresionan las altas temperaturas, lo mismo que en estos de alfarería, pero es un espectáculo único y muy didáctico, máxime si se llevan niños, que así aprenden. También añadir que el tagine del que te hablé es bastante grande, es como para servir en la mesa, aunque yo nunca lo he usado por miedo a romperlo, con lo que me gusta. Sí tengo tagines "normales" que me había comprado en Marrakech y con ellos a veces preparo tagine de pollo al limón sobre la vitrocerámica sin problemas, pero con el azulón ni se me ocurriría, jeje, que le tengo un cariño…

El Mundo con Ella 10 Mayo, 2016

Hola Mayte!
La verdad es que con tantas cosas para comprar en Marruecos, una ya no sabe qué traerse. Y si llega un momento que dices "¡Ya no compro más!", al final terminas diciendo… "Es tan bonito… y para una vez que vengo".
Lo cierto es que merece la pena comprar en Marruecos porque, además de los precios, luego lucen tanto las cosas en casa… Por otra parte, es la forma de contribuir con la economía del país.
Seguro que fardas de tu plato y del resto de las cosas que compraste allí, y que todas tus visitas te preguntan ¿A que sí?
Muchas gracias por tus palabras.
Un beso grande

El Mundo con Ella 10 Mayo, 2016

Jajajajaja ¡Cómo somos las mujeres! Pero lo que puedes hacer es cocinar en uno y servir en otro… el más bonito.
En Murano estuve, pero aún no había nacido Macarena. Pero llevas razón ¡Tendré que llevarla! Pero es que, Mayte, con tanto mundo por recorrer, todos vamos cumpliendo años y en un par de ellos, Macarena me va a decir que mejor… veamos las fábricas nosotros. Jijijiji ¡Ojalá le siga gustando viajar con nosotros y seguir sorprendiéndose como hasta ahora! Aunque eso, sólo el tiempo lo sabe.
Muchos besos.

El Mundo con Ella 16 Mayo, 2016

Si, es hipnotizador ver a los artesanos, pintando, modelando, aplicando el estaño, es un gran trabajo de concentración y requiere práctica.
En este sentido, cuando visité Italia, recuerdo que nos hicieron varias excursiones para ir a ver la fabricación del vidrio de Murano y también
nos llevaron a ver otra fábrica de artesanía de cajitas de madera. Este tipo de visitas son muy amenas y culturales.
En España por la zona de levante también hay mucha tradición alfarera y por supuesto en Toledo.
Supongo que los precios son mucho más económicos que en España.

Muchos besos para ti y el rsto de la familia.

El Mundo con Ella 16 Mayo, 2016

Buenas Estrella,
La verdad, como dices, que visitar cualquier fábrica de artesanía es un buen método para que los niños aprendan la procedencia de los objetos que luego ven en su vida diaria. Además, les permite aprender el esfuerzo y el trabajo que debe emplearse en la elaboración de muchas cosas. Creo que también les hace más creativos.
Y con respecto a los precios: sí, claro que es más barato. La diferencia está en que en España lo encuentras en una etiqueta y en Marruecos, debes trabajartelo tú a base de regatear.
Muchos besos Estrella. Un placer.

Dejar un comentario