Información Útil: Cómo ir desde Tailandia a Malasia por tierra

publicado en: Información Útil, Tailandia | 10

Debido a la faena que la compañía de venta de billetes on line Edream nos había hecho, tuvimos que ingeniárnosla para salir de Koh Phangan con destino a Malasia, lo que implicaba bastantes horas de viaje y un buen número de medios de transporte. Pero al final, llegamos a nuestro destino más relajados y menos cansados de lo que habíamos pensado en un principio.

 

Estación de Padang Besar (Frontera entre Tailandia y Malasia)

Nuestro punto de partida era la isla de Koh Phangan, en el Golfo de Tailandia, pero es el mismo recorrido que se hace para llegar desde Bangkok, con la diferencia de que nosotros subimos al tren en mitad del trayecto.

Llegar desde Koh Phangan a la Estación de Tren de Surat Thani

Para salir de las Islas del Golfo de Tailandia, en caso de que no vueles desde Koh Samui, la opción es comprar un billete combinado de ferry + autobús que te llevará o bien al aeropuerto, a Surat Thani, o a las estaciones de tren o autobús (aunque esto último es menos frecuente).

El último ferry de Koh Phangan con autobús combinado a la estación de Tren de Surat Thani, sale a las 17.00 con destino al muelle de Donsak y hay que estar en el puerto de Koh Phangan entre las 16.00 y las 16.30, aunque hay que espabilar para embarcar o no encontrarás un asiento cómodo en el que hacer la travesía de dos horas. En caso de que el destino sea el aeropuerto, ya que desde el muelle se tarda entre una hora y 90 minutos, hay que coger en ferry de las 15.00.

 

Ferry Koh Phangan – Surat Thani

 

No hace falta cargarse de provisiones en el Seven Eleven del puerto, ya que en el barco hay una tiendecita de helados, café, noodles, snacks y bebidas; y en la puerta de la Estación hay otro Seven y puestecillos de comida callejera.

El taxi a Thong Sala para coger el ferry nos costó 450 Thb para los tres con el equipaje.

 

Songathew en Koh Phangan

 

Cuando el barco llega al Muelle de Donsak se lía un pollo de tres pares de narices. La gente desembarca al barullo y hay que encontrar el autobús correcto al que has de subir: los hay que van directamente a Bangkok en un trayecto de 12 horas, los que van a la Estación de autobuses, y los que van a la Estación de Tren. Y aunque el barco llega a las 20:00 a Donsak, no se llega hasta las 22:00 a la Estación, puesto que hay que pasar por Surat Thani a dejar y recoger gente.

 

Autobús del Muelle de Donsak a Surat Thani

 

Llegar desde la Estación de Tren de Surat Thani a Malasia

 

Estación de Tren de Surat Thani

 

El Tren nocturno que hace el recorrido desde Surat Thani a Padang Besar –la frontera entre Tailandia y Malasia- es el mismo que viene de Bangkok. Tiene prevista su llegada a eso de la 01:26 a.m. pero suele llegar con unos 20 minutos de retraso. El nuestro llegó a las 02:00 a.m.

 

Estación de Tren de Surat Thani

 

Mientras esperábamos en el andén, nos distrajimos con la visión de las decenas de ratas que paseaban por las vías y, además, pudimos ver en televisión la final de gimnasia rítmica en los Juegos Olímpicos de Río en los que el equipo español ganó la medalla de plata.

 

Estación de Tren de Surat Thani

 

Nuestro billete era en coche cama de 2ª Clase, lo que significa, un vagón completo de literas con aire acondicionado. Las camas de arriba son un poco más pequeñas y, además, hay que abrigarse bien porque el AC te da de lleno. Son un poco más baratas. Las sábanas y las almohadas están perfectamente limpias; pero el váter del vagón es un poco asquerosillo y ha de compartirse entre hombres y mujeres. Huele fatal. Los billetes de primera clase, son en compartimentos individuales de cuatro personas, pero en este trayecto no están disponible. Para hacerse con ellos, hay que hacer el trayecto completo, es decir, desde Bangkok hasta Padang Besar.

 

Tren Bangkok – Padang Besar (Tailandia – Malasia)

 

Antes de las 08:00 a.m. el tren hace una pequeña para en Hat Yai para terminar su recorrido en Padang Besar, la frontera entre Tailandia y Malasia.

Hat Yai es la “última” ciudad de Tailandia antes de la frontera Malaya. Los viajeros suelen llegar hasta aquí en tren o autobús y, desde aquí, o bien cogen un tren hasta Padang Besar, o bien una minivan.

 

Tren Bangkok – Padang Besar (Tailandia – Malasia)

 

Bajamos del tren en Padang Besar con todas nuestras cosas. Hay que ser muy cuidadoso. Lo que olvides, lo pierdes. Y allí, pasas el control de inmigración donde te sellan el pasaporte y te hacen un pequeño chequeo de las mochilas. Además, hay cambio de moneda y una cafetería en la que tomar algo hasta tomar el próximo tren.

En el control de equipajes, coincidimos con la incautación de tres cajas de cartón en la que transportaban toda clase de bichos vivientes: serpientes, anfibios, huevos, pájaros, pequeños mamíferos,…

Hay que tener en cuenta que, una vez que entras por una puerta y sales de la otra, hay que cambiar la hora, pues en Malasia hay una hora más que en Tailandia.

 

Estación de Padang Besar (Frontera entre Tailandia y Malasia)

 

A las 10.30 a.m. (hora de Malasia) sale el tren que te lleva a Butterworth cuya hora de llegada se estima entre las 12.00 y la 01.00 p.m. (sí, sí, se estima, porque en esto de la puntualidad, no están muy duchos).

 

Tren de Padang Besar a Butterworth

 

El total de los billetes de ferry + autobús + tren de larga distancia + tren de media distancia fue de 4.400 Thb (115€) = 40 € x Persona –que luego se encargó de reembolsarnos la compañía Edream- ¡Faltaría más! Después de la faena que nos habían hecho.

Cómo llegar de Padang Besar –la frontera entre Tailandia y Malasia- a Penang o a Kuala Lumpur

¿Y qué demonios hay en Butterworth? Butterworth es la población que hay justo enfrente de la isla de Penang –nuestro próximo destino-. Desde allí mismo, cruzando un puente cubierto, se llega hasta un embarcadero en el que coger un ferry que lleva hasta Georgetown –la capital de la isla malaya de Penang- . Sólo tarda 15 minutos y cuesta 1,20 RM (0,25 €) para adultos y 0´60 RM (0,15 €) para niños.

 

Macarena durmiendo en el tren de Padang Besar a Butterworth

 

En Padang Besar, por otra parte, también se puede tomar un tren directo hacia Kuala Lumpur, o bien cogerlo en Hat Yai y hacer una parada en inmigración de Padang Besar. También puede hacerse el recorrido desde Hat Yai hasta Butterworth y Kuala Lumpur en mini van, pero dicen que es bastante más incómodo.

 

Yayo durmiendo en el tren de Padang Besar a Butterworth

 

Y ya, en fin, llegados a Georgetown en ferry, se puede tomar uno de los buses gratuitos hasta tu destino, si está en su recorrido, o coger el que más te convenga por 1,40 RM (0,30 €).

(Visited 91 times, 1 visits today)

10 Respuestas

  1. Miguel Pina

    Mamma mía, tremendo trayecto y que fuerte es Macarena para aguantar todo este tránsito. Me has recordado a los viajes familiares que hacíamos en tren desde Madrid a Algeciras en los años 80 en literas y cuando el tren tardaba 12 horas, si 12 horas, en realizar el trayecto. Por cierto que ese tren, estuvo circulando hasta entrado el siglo XXI y podías llevar el coche en un vagón especial. Hoy el viaje se realiza en 5 horas y podría quedarse en tres y media si se adecuaran las vías.
    Bueno Macarena, un exahustivo recorrido el que nos entregas con una recopilación de precios y lugares que llevan un trabajo indudable, gracias y un fuerte abrazo.

    • ¡Hola Miguel!

      La verdad que no lo había pensado desde hace mucho tiempo, quizás porque Macarena lleva desde bebé viajando y porque, en casa, a la que consideran la floja y la débil es a mí; pero ¡llevas razón! ¡Menudo tute que le metemos a la pobre! La verdad es que, a fuerza de costumbre, creo que la estamos convirtiendo en una “mujer de mundo”, fuerte, con ilusiones, sin prejuicios,… A ver… Ahora llega la adolescencia que, dicen, es la parte más difícil. En realidad, ella no se queja, salvo a veces y por algún motivo de peso: una ampolla, mucho calor,… Pero no pone pegas para comer, para estar más horas de la cuenta despierta, para andar, subir y bajar, para compartir transporte, mesa o mantel con gentes de otros lugares,… A veces me pregunto lo que verdaderamente pasa por su mente. Supongo que un día, cuando sea adulta y lo haya asimilado todo, sabré la verdad verdadera. Esperemos que sea para bien porque, desde luego, lo estamos haciendo con la mejor intención del mundo.

      Y por lo del tren ¡Estaba bien! Lo malo fue esperar tanto rato en la Estación porque no podíamos dormirnos y luego las horas de sueño en el tren fueron pocas.

      Esperemos Miguel que la información le sea de utilidad a algún viajero apurado, como fue nuestro caso.

      Un fuerte abrazo

  2. Una información muy valiosa, menudo viajecito pero con todos estos datos ayudáis a la gente que tenga previsto viajar por allí. Un beso

  3. Menos mal que os hicieron el reembolso de los billetes extra que tuvísteis que comprar, aunque el calentamiento de cabeza para encontrar combinación y la demora no os la paga nadie.

    El trayecto que tan bien nos describes, con todas sus posibilidades, me resulta muy lioso (claro que yo soy especialmente torpe para estas cosas) pero me alegro de que llegárais a destino en buenas condiciones. Al menos los precios parecen muy asequibles :DD

    Un besazo, Macarena, y gracias como siempre por una información tan detallada. ¡Que tengas feliz finde!

    P.D: Pulso siempre lo de suscribirme a los comentarios por mail, pero no me llegan 🙁

    • ¡Hola Julia!

      Muchas gracias por el comentario, pues me anima a seguir escribiendo informaciones que pueden ayudar a otros viajeros.

      Y lo del blog… ¡¡Por fin me he puesto al tajo! Creo que el fin de semana que viene, siendo optimista, o para final de mes, según las previsiones menos positivas, todo estará funcionando correctamente.

      Un besazo

  4. Dios! Un horror tanto vaivén. ¡Qué valientes Macarena!. Me recuerda un viaje que hice en tren hasta Cádiz con mi hijo de 6 meses. Fueron 12 horas ( al igual que Miguel Piña) espantosas porque mi peque lloraba sin cesar. Después me quedó otra hora hasta llegar a Barbate.
    Ahora que soy abuelita sólo voy a viajes programados que te llevan de acá para allá sin que te quiebres la cabeza.
    Un abrazo mi querida amiga.

    • Sí, sí Carmen, fue eso “tanto vaivén” pero… estas cosas pasan cuando el viaje no es programado y hay que estar preparado para los imprevistos. Quizá, a toro pasado, estas son las cosas que más se recuerdan y hacen de los viajes toda una experiencia. O no, no lo sé. De lo que estoy segura es que alguien más podrá beneficiarse de nuestra experiencia.

      Un besazo

  5. Menuda odisea de viaje, por favor, me agobio solo de pensarlo. Una experiencia única y muy enriquecedora sin duda, seguro que hay alguien al que le puede ir bien vuestros consejos.
    Un abrazo
    Carmen

    • ¡Hola Carmen!

      Cosas que pasan, aunque hay quien hace absolutamente todos los trayectos de esta forma. Quizás sea la más económica y, seguro que, la más distraída. El tema es que nosotros vamos con Macarena a la que le metemos unos tutes… ¡Pobre! De cualquier forma, tal y como dices, seguro que alguien podrá aprovechar nuestra experiencia viajera.

      Un abrazo

Dejar una opinión