Información Útil: Bulgaria para fumadores

14
123
Tienda de venta de tabaco y alcohol

Esta entrada de Bulgaria para fumadores es exclusiva para viajeros que fuman. No seré yo la que hiera la sensibilidad de los que han decidido no fumar. Aunque ellos, también pueden leer la información que publico si es que sienten curiosidad por conocer más sobre los hábitos que en torno al tabaco tienen los búlgaros. No obstante, y dado que ya todos conocemos los perjuicios que ocasiona a la salud el tabaco, el que no quiera leer, no está obligado a hacerlo.

Legislación y hábitos sobre el consumo de tabaco en Bulgaria

Bulgaria para fumadores
Tabaco en las estaciones de servicio de la autopista

Fumar en Bulgaria es muy fácil ya que, entre otras cosas, el tabaco es barato y cuesta menos de la mitad del precio que en cualquier otro país europeo.

Aunque desde junio de 2012, no se puede fumar en el interior de lugares públicos, lo que incluye hospitales, aeropuertos, edificios y transporte público, lugares de trabajo y de ocio, esta prohibición no se respeta del todo y son muchos los dueños de locales de ocio que prefieren pagar las multas que perder a clientes que quieren fumar en el interior de sus negocios.

Fumar, desgraciadamente, es una costumbre extendida en Bulgaria. Alrededor de entre un 35% y un 39% de los búlgaros fuma antes de cumplir los 18 años. Y el país se encuentra en el segundo puesto del ranking sobre el porcentaje de europeos fumadores, tan sólo por detrás de Grecia.

La aprobación de medidas antitabaco suscitó una gran controversia en el país que contó con la oposición de los partidos de derecha y los empresarios, que argumentaron que vetar el consumo de tabaco en lugares cerrados podría dañar la industria del turismo en momentos de crisis económica.

Sin embargo, una encuesta del Ministerio de Salud búlgaro de 2012, arrojó como resultado que cerca de un 63% de los búlgaros estaba a favor de prohibir el consumo de cigarrillos en el interior de los lugares públicos cerrados.

Precio del tabaco en Bulgaria

Fumar en Bulgaria
Venta de tabaco en las tiendas del metro de Sofía

Dicho esto, es cierto que las medidas sobre el consumo de tabaco en lugares públicos son mucho más laxas que en otros lugares de la Unión Europea, y aunque no se puede fumar en el aeropuerto, transporte público, hospitales, museos, monasterios, etc. es común que en las mesas de los restaurantes y en la mayoría de los hoteles haya ceniceros.

Debe ser la costumbre ya adquirida, pero en nuestro caso, no fumamos en el interior de restaurantes y hoteles.

Es cierto que el tabaco es barato. Una cajetilla de Winston suele costar 5.00 leva (2,56€), una de Camel 5.30 leva (2,71€) y una de Marlboro 5.50 (2,82€). Y el precio incluso disminuye si se trata de tabaco de contrabando.

Además, es fácil comprar tabaco en Bulgaria, pudiendo adquirirlo en las pequeñas tiendas de comestibles, los subterráneos del metro de Sofía y las áreas de descanso de las autopistas.

14 COMENTARIOS

  1. Curiosísima entrada, amiga Macarena, aunque para mí no sea nada importante, puesto que dejé radicalmente de fumar hace veinte años por convicción propia y no por temas de salud. También es cierto que no era una fumadora empedernida, sino alguien que tenía la costumbre de fumar algunos cigarrillos al día en ciertas ocasiones, como cuando me reunía con otros amigos que tenían el mismo hábito y ahí perdía el control de cuántos me había fumado, pues cuando estaba sola apenas fumaba.
    Un placer leerte y seguir conociendo nuevas costumbres al tiempo que dejó guiarme por «El mundo con ella».
    Un besazo y buen fin de semana para la familia al completo.

    • ¡Cuánto me alegro de lo que cuentas, Estrella!
      La entrada está escrita para fumadores, pero como se puede comprobar, no deja de ser una información general sobre el consumo de tabaco en Bulgaria.
      Feliz din de semana a ti también.
      Un besazo

  2. Es curioso qué rápido nos acostumbramos y ahora el ver fumar en cualquier lugar a mi me resulta muy sorprendente y molesto y pensar que antes estabas en un restaurante y en tu misma mesa se estaba fumando y ahora pues lo ves rarísimo.
    No tan lejos, en Andorra, se puede fumar en cualquier sitio y sorprende mucho.
    Las compañías tabaqueras lo tienen todo estudiado y hay lugares en los que aún no están tan concienciados y han destinado muchos recursos para «enganchar» a la población.
    Besos y feliz semana

  3. Ya sabes lo que piensa Norte de tu afición al consumo de tabaco,… jajaja y aprovecho esta ocasión para incidir una vez más en que deberías dejarlo 😉

  4. ¡Hola, Macarena! Otra entrada muy útil que incide en esos pequeños aspectos en los que nunca pensamos cuando vamos de viaje, pero que al llegar es cuando nos damos cuenta de lo importante que es. En el fondo todo es a lo que nos acostumbramos. Cuando se restringió en España hace unos años fue un impacto, pero ahora todas esas medidas están ya interiorizadas por la sociedad, fumadora o no. Un abrazo!!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.