El Monasterio de Horezu. El estilo Brancoveanu de Rumanía

18
130
Iglesia de los Santos Emperadores Constantino y Elena

El Monasterio de Horezu es considerado como el mayor conjunto monástico de Rumanía y la construcción más representativa del estilo Brancoveanu, también conocido como Renacimiento valaco o Renacimiento rumano. El lugar de culto, dedicado a los santos emperadores Constantino y Elena, fue fundado entre 1693 y 1697 durante el reinado de Constantin Brancoveanu. Actualmente es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde 1993.

Mănăstirea Bistrița Horezu
Patio principal con galerías de celdas

El complejo se ubica en la región de Valaquia, en la localidad de Romanii de Jos, a 78 kilómetros de Curtea de Arges y fue nuestra tercera parada en esta ruta de un mes por Rumanía.

El estilo Brancoveanu

El estilo Brancoveanu es el estilo arquitectónico y artístico que se desarrolló a finales del siglo XVII y principios del XVIII ​ en la región de Valaquia durante la administración del príncipe Constantin  Brâncoveanu, un aristócrata extremadamente rico y constructor de elegantes palacios e iglesias.

El estilo Brancoveanu
Capilla de la Natividad de la Madre de Dios

Este orden arquitectónico tiene una base autóctona valaca con influencias balcánicas (fundamentalmente griegas y serbias) y occidentales (ítalo-venecianas). En el siglo XVIII este estilo adquirió el carácter nacional y se propagó por toda Valaquia, hasta llegar a Transilvania y al sur de Moldavia.

Renacimiento Balaco
Pozo

El Brancoveanu se desarrolló en Valaquia como una síntesis entre las arquitecturas bizantina, otomana, renacentista tardía y barroca. Es también un híbrido único de los estilos de edificación de la ortodoxia cristiana rumana con la arquitectura islámica dominante del Imperio otomano, al cual pertenecía entonces el principado de Valaquia como estado vasallo.

Etimología y leyendas en torno al Monasterio

El nombre del Monasterio de Horezu deriva de una especie de lechuza endémica de la zona, llamada huhurezi.

Constantin Brancoveanu
Patio Central

Cuenta la leyenda que los artesanos que trabajaron en la construcción del monasterio, por miedo a los turcos, tenían que trabajar solo durante la noche, cuando cantaban los huhures.

El Monasterio de Horezu

El Monasterio de Horezu cubre tres hectáreas y se halla dividido en dos secciones: la primera, delimitada por muros de piedra. El segundo recinto tiene edificios en tres lados y un muro al este.

Monasterios de Valaquia
Muro de Piedra externo al recinto principal

La entrada al recinto principal se realiza bajo una amplia bóveda que tiene una enorme puerta de madera forrada de hierro que data de la época. En el campanario hay 4 campanas, que pesan entre 300 kg. y una tonelada, y que conserva en tres de ellas el nombre del príncipe Brancoveanu.

Mănăstirea Hurezi
Entrada Principal

En medio del recinto se encuentra la gran iglesia, dedicada a los Santos Emperadores Constantino y su madre Elena, de 32 metros de largo y 14 metros de alto. Es una interpretación más simplificada de la iglesia episcopal de Curtea de Arges. Tiene planta de trébol y división clásica: altar, nave, nártex y pórtico.

El Monasterio más grande de Rumanía
Iglesia Central

El recinto principal, de planta rectangular, está flanqueado al norte por un edificio de dos plantas en el que se encuentran celdas, con la fachada estructurada mediante una hilera de arcos.

El Mayor Monasterio de Rumanía
Escalera de Acceso a la Biblioteca

Al sur se encuentra la residencia real, coronada por el campanario y con una imponente sala del consejo.

Monasterios Ortodoxos de Rumanía
Edificios auxiliares

En el lado oeste se encuentra el salón del refectorio y, sobre él, la capilla.

Frescos en el Monasterio de Horezu
Refectorio del Monasterio

En el Monasterio hay varios recintos de oración además de la Iglesia Principal y la Capilla: La Iglesia de los Enfermos, construida en 1696, la Ermita de los Santos Apóstoles, de 1698, y la Ermita de San Esteban, de 1703; todas ellas pintadas con bellos frescos que hoy día se conservan y pueden contemplarse.

Las peculiaridades de los frescos en el Monasterio de Horezu
Exonartes de la Iglesia Principal

Además, aún existe la biblioteca de Constantin de donde se reunieron 38 manuscritos y 393 libros impresos en diferentes idiomas que hoy se conservan en el Museo Nacional. También aquí se guardaron los famosos calendarios de Brancoveanu porque en el Monasterio hubo un día una escuela de copistas de manuscritos activa en la ermita de San Juan.

Mânăstirea Horezu
Pintura exterior de la capilla principal

El Monasterio de Horezu también destaca por sus frescos de tradición bizantina, entre los que se encuentran algunas peculiaridades como la introducción de los retratos de los maestros de obra, en el pórtico, junto a los fundadores; la composición de los iconos de los santos patronos; o el nuevo enfoque de la escena del Juicio Final. Entre los escenarios históricos se encuentra la «Vida de San Constantino el Grande», una rara representación de gran valor artístico e histórico.

Monastery of Horezu
Fresco del Juicio Final

El cuadro votivo es quizás el más grande, especial y valioso de todo el país. Muestra una auténtica galería de retratos históricos, de gran valor artístico, que representa a San Constantin Brancoveanu, junto a toda su familia. Por ello, se entiende que la iglesia se construyó con la intención de convertirse en la necrópolis de la familia Brancoveanu.

Iglesia de los santos emperadores Constantin y Helena
Frescos de Sínodos Ecuménicos y retratos históricos

De hecho, el nártex conserva varias tumbas. La más importante, realizada en mármol y cubierta con una placa tallada,  sería la destinada a Constantin Brancoveanu, aunque sus restos mortales no descansan en este lugar. Se cree que, sin embargo, fue enterrado en secreto por miedo a los turcos, en la Iglesia de San Jorge, en Bucarest.

Patrimonio de la Humanidad en Rumanía
Convento de Monjas

Hasta 1872, el recinto religioso de Horezu albergó varias comunidades monásticas, pero desde entonces es un convento de monjas que vive y mantiene el monasterio, activo a día de hoy.

Informaciones útiles sobre el Monasterio de Horezu

Ubicación de El Monasterio de Horezu
Entrada al Monasterio de Horezu

Cada año más de 60.000 visitantes admiran el Monasterio de Horezu, aunque la mayor afluencia de público se produce en Semana Santa.

El Monasterio abre los días de diario de 07:00 a.m. a 20.30 horas, los sábados hasta las 21:00 y los domingos hasta las 21:30 horas.

La visita puede realizarse en un período de entre 45 minutos y una hora.

La entrada es gratuita y no se pueden hacer fotografías en el interior de la Iglesia Principal.

Por qué visitar el Monasterio de Horezu
Interior de la Iglesia Principal

Se puede aparcar el coche en alguna cuneta de la parte inferior del recinto.

Hay una pequeña tienda de objetos religiosos y envasados artesanos en el Monasterio. También hay puestecitos a la entrada del recinto. Además, la ciudad de Horezu es famosa por su cerámica que forma parte de la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de Rumanía desde 2012.

Alojamiento en el Monasterio de Horezu
Habitaciones para Huéspedes

El lugar monástico también ofrece alojamiento: 20 plazas, en dormitorios con una o dos camas, y en el ático, 3 habitaciones con 4 camas cada una.

18 COMENTARIOS

  1. ¡Hola, Macarena! Una preciosidad, ¡quién pudiera pasar por allí un par de semanas alejado del mundanal ruido! Que curioso que se construyera de noche o que al menos esa sea la leyenda. Un entrada para aprender un poquito de historia. Un abrazo!

    • No sé si te acuerdas de las entradas sobre Bulgaria. El Imperio Otomano imponía férreas normas respecto a las construcciones religiosas ¿Recuerdas que muchas de las iglesias estaban fortificadas o que tenían campanarios de madera? Aunque Valaquia nunca formó parte del Imperio Otomano, sus príncipes tuvieron que realizar muchas concesiones a los turcos para preservar sus privilegios. En Horezu… cualquiera sabe qué ocurrió. Aunque más que tú, nadie sabe que toda leyenda siempre tiene un poso de realidad.
      Un abrazo!!!

  2. Muy bonito, no conocía este tipo de arquitectura, me han gustado mucho las fotos de los frescos de los interiores, tanto de la iglesia como del monasterio. Yo creo que para hacer esas bellezas también tuvieron que trabajar durante el día, jeje. Saludos viajeros.

  3. Un belleza de monasterio que desconocía por completo. Es maravilloso, y entiendo que este catalogado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, maravillas como esa deben de protegerse para que puedan disfrutar de ellas futuras generaciones, aparte de considerarlo como un bien nacional.
    Las fotografías son muy buenas y gracias a ellas se puede apreciar la belleza interior y exterior.
    Se queda uno con buen sabor de boca como para visitar esa maravilla y hacer noche en el recinto.
    Gracias por compartir tan buena información.
    Un abrazo y te deseo buen domingo.

  4. Vaya preciosidad que me has descubierto Macarena, no tenía ni idea de su existencia. Las imágenes dan una sensación de tranquilidad y sorprende que el exterior es sencillo, sin mucha ornamentación que parecen reservar para sorprender en el interior.
    Me ha gustado descubrirlo.
    Besos

  5. Precioso enclave tiene. Si la leyenda es cierta, buena luz tuvieron los que trabajaron ahí por que es una belleza, por fuera y por dentro. Transmite calma. Me ha encantado Macarena
    Buen lunes familia. Cuidaros.
    Un abrazo.

  6. Como me recordó al Monasterio de Sinaia Macarena,… aunque creo que este que nos muestras es mucho más bonito. Me encanta la tipología de estos monasterios con estos amplios jardines que los rodean. Además están esas pinturas tan coloridas y hermosas y como siempre esa fusión de culturas que se expresa en esa arquitectura tan alucinante. Y finalmente esas leyendas que en Rumanía forman parte de la historia y que están presentes en cada edificación.
    Me ha parecido fantástico!

    • Bueno Norte, sabes que contigo soy sincera en estas cosas. Supongo que me pareció precioso, que lo es, pero igual fue porque era el primero que visitamos, ya que a medida que fui descubriendo Rumanía, me iba maravillando cada vez más y más. Así que, si tuviera que hacer un ranking de cosas bonitas, el Monasterio de Horezu no creo que fuera de mis favoritos.
      Un abrazo!!!!

  7. No sabía para dónde mirara mientras “recorría” tu entrada, porque ha sido como estar allí en persona.
    Me ha encantado. Qué maravilloso y bonito todo. Y cuánta historia, con leyenda incluida.
    Si de media se tarda entre 45 y 60 minutos para visitarlo entero, yo creo que lo duplicaría.
    Cuántos lugares tiene este Planeta que merecen ser visitados!! Ya lo creo…..
    Gracias por acercarnos a ellos, Macarena.
    Muchos besos.

    • Horezu es un sitio bonito, sí, aunque con todo lo que pudimos ver a lo largo de nuestro viaje y haciendo un repaso de la cantidad de lugares espectaculares que tiene Rumanía, al final quedó bastante abajo en el ranking de sitios chulos. Que no es quitarle mérito, claro está, pero creo que me gustaron más otros monasterios.
      Un beso grande, Nélida.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.